13 octubre 2006

Otro título, no éste

varios roces varios años
porque no hay deseo de hablar.
si lo hiciera llenaría mi boca de palabras vacías
que rebotarían eternamente en tu esternón
porque no son sentidas
pero dolerían
porque insistentemente no serían justas
no miento

distinto es cuando no hay más qué decir.
porque ya lo sabés
porque ya lo dije
porque ya no quiero oirlo
porque no escuchás

distinto cuando no hay más que decir, todo.
y los años pasaron ya,
nos atravesaron tan amablemente fuerte
que no es necesario tener un día,
tengo un siempre
porque vos ahora escuchás, mamá.
tanto (tanto!) que volvería a elegirte
tenerte
pfff

2 comentarios:

INSTANTS dijo...

A veces una cree no tener mas que decir.., pero siempre brota el alma, y que alegría y descanso cuando la dejamos escapar.
saludo!

vic dijo...

instants, un super saludo!
cuando brota lo de adentro adentro está bueno que te escuchen y sino escribirlo o hacer algo con eso, no?